ME HAN CONTADO

0
136

 

 

Sábanas frías en Barcelona

abandonan el compás de

mi despertar en soledad.

Por aquel boulevard te veo andar

y sólo tu sombra te perseguirá.

La tinta escribe sobre tu piel

aquello que temes ver.

Éstas sábanas aún no saben

al sinsabor de tu voz.

En penumbra me divisaste

y sólo restamos para no ser dos.

Vuelve aquel emblema

que sin saber lo que refleja

es llevado con orgullo

en el pecho de quien lo hereda.

Reacia espera que

sólo conoce tu poder

y se entrega a él.

Barcelona no te ve.

Tibio andar has dejado atrás.

Barcelona sigue en pie

porque tú eres su piel.

No consultes ni des plegarias

que eres lo que basta

para que el mundo gire al revés.

 

 

Por AGUSTINA FERRAGUTTI